Una solución para ese ‘mar’ de botellas de plástico en México

En el mundo hay una crisis por el consumo de plástico y el advenimiento del uso de este material en muchos productos de uso cotidiano. ¿Qué se puede hacer para contrarrestar este índice?

Zero Mass Water lanzó en México un producto llamado Source, consiste en paneles solares que permiten generar agua potable , con lo que se dejaría de comprar alrededor de 50,000 botellas por cada panel en 15 años.

Publicaciones de animales acuáticos invadidos por el plástico son cada vez más comunes. México es el segundo consumidor de botellas para refrescos de este material en el mundo y el primero para agua, ocasionando que alrededor de 90 millones de envases terminen en la calle, los bosques, el mar y los ríos.

De acuerdo con información de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales de la Cámara de Diputados, se estima que el consumo de Polietileno Teraftalato (PET) en el mercado mexicano llegue a 722, 000 toneladas anuales.

Este mecanismo permite absorber el vapor de agua del aire a través de ventiladores, al nivel de materiales microscópicos; el agua pura se extrae en un sistema hermético; después el líquido fluye a un depósito y se mineraliza. El agua potable pasa mediante un cartucho que mejora el sabor antes de llegar a la llave.

“Este material solo atrae las moléculas de agua, entonces cualquier otro contaminante molecular no entra y se queda fuera del panel, usando energía solar, el vapor se convierte en líquido. En ese momento es agua destilada, por lo que se agrega magnesio y calcio para darle calidad”, explicó Kaitlyn Fitzgerald, líder de Marketing y Comunicaciones en Zero Mass Water.

La especialista asegura que los hydro paneles pueden trabajar en cualquier tipo de ambiente, incluso en el desierto, para seguir generando agua.

“La idea es generar agua. Como en muchos países, México tiene un problema de escasez y de calidad en el agua y es el principal consumidor de botellas de plástico en el mundo, por esto Source busca mitigar el consumo de plástico y contaminación”, explicó Fitzgerald.

En México, la firma ya cuenta con este equipo en vivienda, oficinas y hoteles en la  Ciudad de México y en una escuela de Los Mochis, Sinaloa.

Cada panel produce entre tres y cinco litros diarios de agua, dependiendo del clima. Un tanque, donde llega el vapor en agua lista para beber almacena hasta 25 litros, donde al llegar a su capacidad total el mecanismo detecta que está a su máxima capacidad y se detiene la producción para evitar que se estanque el líquido.

“Resuelve el problema del consumo de botellas y también de la calidad del agua, que se contamina cuando está en contacto con micro-plásticos”, añadió la especialista.

Zero Mass Water ha tenido conversaciones con el gobierno para instalar hydro paneles en comunidades con bajos recursos, aunque todavía no existe algún plan definido.

¿Qué te parece? Déjanos tus comentarios.

Con información de Forbes México