Los juegos del hambre, el libro

Ciencia ficción para adolescentes

Dicen que es próximo Harry Potter, la nueva revelación que tratará también de combinar una saga de libros juveniles con una serie de películas (tal como su antecesor) y que en cierta manera podría ocupar el puesto del joven mago.

Fuera de meterme al tema de que serie podría ser mejor, me gustaría hablar en esta ocasión de la “fuente”: los libros escritos por Suzanne Collins.

La trilogía de “Los juegos del hambre” (The hunger games) es una serie de libros de
Ciencia Ficción  juvenil ubicados en una distopia de la que ya muchos se han puesto a comparar con otras obras pero, que sin embargo, no le llega a los talones.

Suzanne Collins escribe bajo la inspiración, según ella, de varias fuentes: los modernos Reality Shows combinados con los antiguos juegos romanos; un poco de mitología griega al poner a Katniss como una especie de Prometeo y otro poco de guerras modernas como la de Vietnam.

El libro fue recibido con entusiasmo por los editores quienes no dudaron en publicarlo con gran aspaviento, por lo que las copias prácticamente volaron; por su parte la crítica lo recibió muy bien y la mayoría de los especialistas le dieron muy buenas reseñas a pesar de la acusación de que la autora se “había inspirado” en el libro Battle Royale del autor japonés Kōshun Takami, novela que también describe juegos mortales en el futuro entre menores.

Según mi propia visión, la de un adicto a la Ciencia Ficción, “Los juegos del hambre” le hace al género de la ficción científica lo mismo que hace la serie de “Crepúsculo” a la de terror: la hacen “ligerita” y la edulcoran.

Con esto no quiero decir que la historia de Katniss sea poca cosa; por el contrario, está muy bien lograda en cuanto a la descripción, trama y sin olvidar las escenas de acción. El deambular de la joven heroína por un bosque plagado de peligros y enemigos es descrito con un realismo contundente; la relación con otros personajes, el triángulo amoroso, etcétera, es bueno, sin embargo creo que le faltó algo para transformarse en una verdadera novela de ciencia ficción.

Luego de crear un universo realmente interesante, el Capitolio y los 13 distritos, la trama se embarca mucho en la historia particular de Katniss. Podría parecer lógico, el libro es sobre ella, sin embargo Collins literalmente desperdicia todo el entorno creado de forma magistral para concentrarse en la protagonista.

Aunque en el primer libro esto no se nota tanto, durante el segundo (“En llamas”) perdemos esta visión general para concentrarnos en los problemas de Katniss y ya en el tercero (“Sinsajo”) de plano ya es un “Katniss contra el mundo”.

La historia de Panem deja de ser la descripción de como una violenta dictadura se encuentra en lucha en contra de un grupo rebelde para transformarse en la historia y los amores de Katniss. El Presidente, los líderes del distrito 13, todos parecen querer quitar de en medio a la heroína que tiene que luchar contra todo y contra todos.

Una historia que pudo haberse transformado en una interesante alegoría de los males actuales (la intervención de Estados Unidos en Medio Oriente, la amenaza del terrorismo, la expansión de las armas nucleares, etcétera) se transformó en el relato de las idas y venidas (a veces amorosas) de una adolescente.

Como que Collins prefirió el camino de “Crepúsculo” que el “Un mundo feliz”.

El libro, sin embargo, cumple su objetivo. Para adolescentes y jóvenes puede ser una historia con una trama sumamente interesante ya que contiene de todo (violencia, amor, rebelión, etcétera) además de que, insisto, está muy bien escrito.

En lo personal siento que de la trilogía el mejor es el primer tomo, a partir de éste la historia va decayendo hasta el tercero que más bien parece hecho “para terminar con el contrato” además de que va a estar muy difícil filmarlo.

Si ustedes no son fans de la ciencia ficción éste es un libro interesante para “entrar” al genero y a partir de ahí buscar historias más complejas y con mejores trasfondos; si lo que buscan es una buena historia de amor y de “sobrevivencia a toda costa” también es buena opción.

Si les atrae la historia porque les gustó le película, léanlo. Sabrán porque los libros siempre son mejores además de que tendrán en sus manos una magnífica historia para engancharse tanto en la lectura como en la ficción científica.